miércoles, 1 de octubre de 2008

Lo de Stuart Vevers para Loewe ¿no está mal?

¿O por mucha campaña publicitaria recuperando a la gran Seymour este es un flaco ejercicio de lujo facilón a medio camino entre Miguel Palacio y Roberto Cavalli?
Veo veo, ¿qué ves? A Versace,

a Ferragamo,




y a Lanvin.





¿Es eso malo?
Pues (ya) no lo sé.